(REGRESAR A PÁGINA PRINCIPAL)

(REGRESAR A ACTUALIDAD)

NOTA DE PRENSA

BRUSELAS PIDE EXPLICACIONES AL GOBIERNO ESPAÑOL POR LA SUBESTACIÓN DE PATRAIX

La Dirección General de Medio Ambiente de la Comisión Europea se ha puesto en contacto con los vecinos de Patraix (adjuntamos la carta que hemos recibido) y les ha comunicado que interpelará a las autoridades españolas para obtener más información sobre la subestación y sobre el cable de alta tensión que le suministrará energía.
Asimismo manifiestan su comprensión por la preocupación de los vecinos ante la instalación de la subestación y del cable de alta tensión que atravesará varios barrios de Valencia.

La comisión contra la subestación de Patraix se propuso desde un primer momento recurrir a la Comisión Europea y al Parlamento Europeo (y si es necesario al Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo), para evitar la instalación de una subestación que constituye un grave riesgo para la salud de los vecinos de los barrios de Patraix, Zafranar, Senabre, Cruz Cubierta, San Marcelino, Malilla... Además, la incapacidad de los dirigentes locales y autonómicos para atender la demanda de los vecinos obliga a la comisión a acudir a todos los organismos internacionales ante un tema que afecta no sólo a Patraix sino a varios barrios de otras zonas de Valencia y de toda España.

La directiva del Consejo 85/337/CEE a la que la carta de la Comisión Europea hace referencia establece en su preámbulo que “la mejor política de medio ambiente consiste en evitar, desde el principio, la creación de contaminaciones o daños, más que combatir posteriormente sus efectos y afirmar la necesidad de tener en cuenta, lo antes posible, las repercusiones sobre el medio ambiente de todos los procesos técnicos de planificación y decisión, que, a tal fin, prevén el establecimiento de procedimientos para evaluar tales repercusiones”; y que “que los efectos de un proyecto sobre el medio ambiente deben evaluarse para proteger la salud humana”.

Los vecinos de Patraix reclaman que se aplique el espíritu de la ley (protección de la salud humana; aplicación del principio de precaución que la propia directiva ya anticipa) en el caso de la subestación y del cable, dada la evidencia científica que prueba la relación existente entre presencia de infraestructuras de alta tensión y un aumento altamente significativo de las tasas de algunas enfermedades.

La Comisión para el Traslado de la Subestación de Patraix también está en contacto con el Parlamento EuropeoValencia, 20 de octubre de 2005